ENDODONCIA

Cuando alguien es tremendamente malo se le dice que “es peor que un dolor de muelas”. Este dolor tan intenso es causado por una infección en el nervio del diente y el objetivo primordial de la endodoncia es sanarlo y hacer desaparecer el dolor.

Salvando y cuidando tus dientes para que duren lo máximo posible

Dentro del campo de la odontología conservadora, donde el objetivo es salvar y mantener los dientes sanos, la endodoncia en concreto, es la especialidad que se ocupa de los tratamientos del nervio dental.

La forma de practicar la endodoncia ha sufrido un cambio drástico en los últimos años debido al desarrollo de nuevos equipos (localizadores de ápice, láser, ultrasónicos, irrigadores, digora, mecanización…) e instrumental flexible. Facilitando así el trabajo al profesional y mejorando el resultado del tratamiento, que repercute en beneficio del paciente.

¿Cuándo se realiza una endodoncia?

Se realiza cuando una caries es muy profunda y esta afecta a la pulpa dental. La pulpa dental es el tejido que se encuentra en el interior de los dientes, y está compuesto de nervios y vasos sanguíneos, y esta conectado al resto del corriente sanguíneo del cuerpo, por tanto una infección en un diente puede ser la entrada a bacterias al resto del cuerpo. Una vez que la pulpa esta afectada de forma directa es necesario hacer la endodoncia.

Un síntoma muy común para detectar si es necesario hacer una endodoncia es el dolor, puede ser causado por:

  • Una caries profunda: la cual genera una infección en el nervio y este responde inflamándose, produciendo ese dolor intenso

  • Traumatismos o fracturas: donde el nervio queda expuesto

Beneficios de la endodoncia para el paciente

Preserva los dientes

Permite sanear un diente infectado y así mantenerlo, preservando la dentición natural del paciente

Elimina el dolor

Un adecuado tratamiento de endodoncia permite evitar el dolor y la sensibilidad que produce la infección

Elimina el flemón

La endodoncia te permite eliminar rápidamente el molesto flemón aparecido con motivo de la infección

Reserva tu cita

Primera visita gratuita

Si tienes cualquier problema relacionado con tu salud dental no dudes en visitarnos en nuestras clínicas de Valencia o Xàtiva para que nuestros expertos odontólogos puedan examinar detenidamente tu problema y ofrecerte un diagnóstico profesional ajustado a las necesidades de tu caso concreto. Confía en nuestra experiencia para una segunda opinión.

El paso a paso de una endodoncia

En la gran mayoría de casos la endodoncia se consigue realizar en una sola sesión. Pero pueden haber casos, donde por la situación clínica sean necesarias mas sesiones para terminar el tratamiento.

Preguntas frecuentes sobre tratamientos de endodoncia

Cuando ya se han realizado todos los tratamientos posibles y a pesar de todos los esfuerzos siguen apareciendo dolores o infecciones.

En un principio no. Lo que a veces ocurre es que debido a la infección e inflamación del nervio, la anestesia no tiene el mismo efecto, por eso es importante el uso de antibióticos que el profesional receta para así tener las mejores condiciones durante el tratamiento. Poniéndonos en el peor de los casos el tratamiento sería molesto pero no sería doloroso.

Si todo ha ido bien y el tratamiento evoluciona correctamente, hay que reconstruir el diente bien con un empaste, con una incrustación o una corona. Todo dependerá de cuanto tejido dental sano quede.

Depende del diente que vayamos a endodonciar, ya que los dientes pueden tener varios conductos que tratar. Lo normal es clasificarlo entre dientes con 1, 2 o 3 conductos. Pero lo verdaderamente importante, es que sino la realizamos para luego poder reponer esa precia se pagan dos costes, uno económico (es más costoso que una endodoncia) y otro biológico (siempre que se extrae un diente el hueso y la encía empeoran).

Hay muchos factores que pueden generar ese dolor, por eso es necesario visitar al odontólogo para determinar qué es lo que esta causando ese dolor.

Lo ideal es que visites a tu dentista y seguir sus indicaciones, pero en caso de no poder hacer esto te puedes tomar un antiinflamatorio pero lo mejor es que no trates de medicarte por tu cuenta.

Manteniendo una buena higiene dental por tu cuenta en casa, evitar los alimentos azucarados, asistir a las revisiones que te paute tu dentista y no esperar a tener dolor para ir a la consulta ya que, cuando llegamos a ese punto es tarde.